Artículos de prensa

[volver]    [índice de artículos]

ZP Y LAS NOVIAS TRAIDORAS

La verdad es que me ha sorprendido mucho la victoria inesperada de PSOE. Formo legión con quienes creen que ello se ha debido a las circunstancias luctuosas del 11.M y a su incorrecto tratamiento en el tema informativo por parte del gobierno del PP más que a los atractivos del programa del PSOE.

Sea como sea, el hecho es que ZP ha ganado las elecciones. Ya mucho antes de ponerle el traje de La Moncloa le salen pretendientes por todos los sitios. Desde las “nacionalidades” periféricas le ofrecen su apoyo y se muestran, lameronas, a discutir lo que no es discutible desde el punto de vista de la unidad de España ni su división en segmentos diferentes. A esas novias, llámense Ibarretxe o Carod Robira, hay que decirles, llanamente, y hacerles comprender, que la unidad de los españoles pasa por el rasero de la igualdad. Que no se pueden negociar provilegios de ningún tipo porque ello pasa por penalizaciones para los demás. Así pués, si Ibarretxe y Carod están dispuestos a respetar la unidad de España y el mismo tratamiento fiscal para todos, se puede negociar el cómo salimos de esta situación de medio-evo en que se encuentran determinadas autonomías y que contrastan con el mundo moderno en que nos encontramos y vivimos.

Pero hay otras novias, Madame Deutschland y Madame de la France que piden de su amado la colaboración para una constitución “europea” favorable a sus intereses que, en síntesis, representa la eterna división de Europa. Dicho de otro modo el tandem Ibarretxe-Rovira y el tandem Chirac-Schröder forman la misma sonatina con diferente tonalidad, pero fines similares. Impedir que España se integre debidamente en el concierto de las naciones modernas.

Pero tenemos la “novia perdida” vestida de texana. Desde allí le recuerdan los compromisos adquiridos en la guerra injusta del Iraq.

¿Cómo responderá ZP? – No lo sabemos. Sobre las dos primeros grupos de novias ya lo hemos insinuado. A la quinta novia habrá que responderle que al pueblo español se le dijo en su momento que nuestra intervención no tenía otro objeto que plantear la democracia allí donde no existe. Bien. Iraq necesita una democracia auspiciada y garantizada por las Naciones Unidas, sin intromisión de grupos integristas religiosos, (pues distorsionan el principio democrático). Contribuyamos a plasmar una democracia en Iraq con el consenso de los iraquíes y que los integristas de toda laya hagan sus discursos en las iglesias y dejen al pueblo vivir en paz. Esa puede ser la contribución de ZP a la estabilidad de España y del mundo. Si así lo hace pasará como un revolucionario para la historia. Si se deja querer y adular traicionando lo que significa el voto “para la normalización”, habrá traicionado a más de diez millones de españoles, la confianza de la mayoría de los europeos y el nombre de España quedará muy malparado en el mundo.

Autor: Luis Pelayo , Publicado en La Opinón - El correo de Zamora, Sección Criterios, el 29-03-2004


««   Mostrando resultados 14 a 14 de 32   10 11 12 13 14 15 16 17 18  «   »

[volver]    [índice de artículos]
© Desde 2002
Web Analytics